¿De qué hablo en el blog?

martes, 6 de marzo de 2012

THAI LOUNGE

El domingo pasado celebraba una ocasión especial con mi pareja y decidimos salir a comer por ahí. Como nos encanta la comida asiática y descubrir nuevos restaurantes estuve buscando en RESTALO algún restaurante con menú degustación y encontré THAI LOUNGE

Es un restaurante tailandés que está en C/ Valencia, 205 (08007 Barcelona), y ofrecía un menú degustación para dos personas por 32€ (16€ por persona) que incluía entrantes para compartir, un plato principal, postre y bebida así que no pareció mal de precio.

Así que reservé para las dos de la tarde y allí fuimos. La entrada es pequeñita pero una vez traspasas el umbral te sumerges directamente en un encantador ambiente tailandés. La decoración me encantó: paredes pintadas en bronce, plantas, mobiliario de madera oscura, farolillos, luz tenue, cuadros y estatuillas de budas… Y música relajante. Vamos, que llegan a poner un par de camillas y hubiese creído que estaba en un spa.

Nos pusieron en una mesa apartada, y unas camareras muy amables nos dieron en menú que estaba impreso en una especie de tablilla de madera.

Nos comentaron que los entrantes eran para compartir y entraba uno de cada, y que podíamos elegir uno de los platos principales y uno de los postres del día.

Los entrantes, que se acompañaban de salsa agridulce y de una salsa de soja muy espesa y afrutada, consitían en:

Poh Pia: Tradicional rollito de verduras al estilo thai relleno de verduras
Kai Satee: Fina brocheta de pollo a la parrilla marinada al tamarindo y con salsa de cacahuetes
Tod Man Moo: Croqueta rebozada de picada de cerdo a las suaves especias thai
Dim Sum: Empanadillas de pasta wanton al vapor rellenas de cerdo a las especias thai
Yam Wunsen: Ensalada de fideos vermicelli de arroz al perfume de las gotas de lima y suave salsa de chili.

Los entrantes estaban buenísimos. Me encantó el punto picante de la ensalada de vermicelli y la croqueta de cerdo con especias. La verdad es que estaban todos deliciosos pero tenía que destacar alguno.

Los platos principales eran: Kaeng Kari Kai: Filetitos de pechuga de pollo presentados al suave curry amarillo servido con arroz jazmín, o Pad Thaï Veggie: Tallarines de huevo salteados con selectas verduras de estación y huevo frito, o Khao Pad Khung: Arroz perfumado al jazmín salteado con huevo, vegetales y gambas con toque de cítricos, o Moo Kra Pao: Wok de cerdo salteado con cebolla, pimientos y albahaca.

Nosotros elegimos los filetitos de pechuga de pollo que iban acompañados de una salsa de curry amarillo y leche de coco que estaba exquisita. (Mi próximo objetivo es aprender a hacerla…¡ya colgaré la receta si lo consigo!). Este plato se acompañaba de arroz jazmín, pero personalmente me gusta más como queda en arroz jazmín que preparamos en casa. Y pedimos los tallarines salteados que también me encantaron ya que llevaban una salsa de cacahuete que les daba un toque muy especial.

Los postres no eran muy espectaculares así que escogimos los más “raros”: arroz con leche de coco y helado de mandarina.

¿Lo recomendaría? Definitivamente SÍ. Me encantó el sitio y la comida. La única pega es que quizás para los grandes comedores (o para los zampabollos como dice mi madre) los platos del menú degustación sean un poco escasos. Pero vaya, nosotros somos de buen comer y salimos bien.


¡Ojo! Si vais a ir os recomiendo comprar el vale en RESTALO ya que os hacen un 50% de descuento. Sin en descuento una comida para dos os saldría por 64€, y lo encuentro excesivamente caro.

Animaos a descubrir nuevas cocinas.

1 comentario: