¿De qué hablo en el blog?

martes, 25 de diciembre de 2012

Red Velvet CUPCAKES

¡FELIZ NAVIDAD A TODOS!

Lo primero es lo primero, así que quiero dedicar este post a enviaros mis mejores deseos para estas fiestas y para el año que entrará. Espero que estéis pasando unas magníficas fiestas junto a vuestros seres queridos y que por unos días nos olvidemos de la complicada situación en la que se encuentra nuestro país, y nos centremos en la familia, el amor y la salud. ¡Las cosas importantes, vaya!

En segundo lugar, vengo con una receta para alegrar las fiestas: unos navideños cupcakes de red velvet. Digo navideños, porque al ser rojos y blancos son un poco papanoelescos y además, para darles un toque más festivo he añadido unos moldes de papel con motivos navideños y unas figuritas decorativas. 

Os dejo con la receta, que es muy sencilla a pesar de que lleve algunos ingredientes que puedan sorprenderos, y que tiene unos resultados realmente espectaculares.

La receta es para hacer 24 cupcakes (bueno, en realidad, salieron 27 pero 3 no vieron la luz y nos los zampamos en casa). Hicimos muchos para poder compartirlos con la familia... y sólo toca a uno por cabeza, así que imaginad cuántos somos!!! Espero que os animéis a hacerla y la disfrutéis en familia.

Ingredientes para la magdalena
120ml de aceite 
320gr de azúcar
2 huevos grandes
2 cdas. de cacao Valor sin azúcar
3 cditas. de azúcar avainillado
250ml de leche entera
2 y 1/2 cdtas. de zumo de limón
300gr de harina de repostería
1 y 1/2 cdas. de bicarbonato
2 cdtas. de vinagre blanco
1 pizca de sal
2 cdtas. de colorante rojo en pasta

Elaboración:
1) Ponemos la leche y el zumo de limón en un bol pequeño, y lo dejamos reposar 10 min para que se corte. 
2) En un bol grande, batimos el azúcar con el aceite hasta que estén bien mezclados. A continuación añadiremos los huevos -uno a uno-, el azúcar avainillado y la sal. Mezclar bien.
3) En un bol mezclamos bien la harina con el cacao. Ponemos la mitad de la harina con cacao en el tamizador, y tamizamos sobre la mezcla anterior. 
4) Batimos la mezcla con la mitad harina y el cacao. Mezclamos bien y añadimos la leche cortada. Volvemos a mezclar y añadimos el resto de harina y cacao (tamizándolos, eh!). 
5) Echamos 1/2 cucharada de bicarbonato a la mezcla y batimos bien.
6) En un vasito mezclamos 1 cucharada de bicarbonato y 2 cucharaditas de vinagre. Esperamos a que haga reacción (burbujitas) y lo incorporamos a la mezcla. Volvemos a batir bien. 
7) Añadimos el colorante hasta que la masa se vuelva roja. Mezclar bien para que no queden pegotes de colorante. 
8) Precalentamos el horno a 170ºC.
9) Llenamos los moldes de magdalenas hasta los 2/3 y los metemos en el horno (para 24 cupcakes habrá que hacer dos hornadas).
10) Horneamos las magdalenas durante 20 minutos aproximadamente. El horno ponedlo sólo por abajo para que se hagan bien. 
11) Cuando hayan pasado los 20 minutos, apagamos el horno y los dejamos dentro con el horno cerrado 5 minutos más. Luego abrimos un poquito el horno, metemos una cuchara de madera para que se vayan atemperando poco a poco, y los dejamos 5minutos más. Los sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Ingredientes para el frosting:

400gr de queso tipo Philadelphia
150gr de mantequilla
4 cdas de azúcar avainillada
360gr de azúcar glas
3 cdas de leche entera

Elaboración:

1) Tamizamos el azúcar y lo ponemos en un bol.
2) Batimos la mantequilla (derretida pero NO caliente) con la leche y el azúcar. 
3) Añadimos poco a poco el queso cremoso y seguimos batiendo hasta conseguir una mezcla cremosa.
4) Intentad no comeróslos mientras se enfrían las magdalenas. 
5) Poner el frosting en la manga pastelera y decorar los cupcakes. 

¡Pasad felices fiestas y disfrutad de la receta!


lunes, 17 de diciembre de 2012

Vestidos Vintage: Susi Sweet Dress

Hace unos días leí un artículo en la revista del DIR sobre una actriz, Susana Bas, que decidió llevar más allá su pasión por la moda vintage y creó la marca , para vender los vestidos que iba coleccionando a lo largo de sus viajes. 

Susi Sweet Dress ofrece vestidos únicos, de inspiración vintage con un estilo personal inspirados en la moda de los años 50 y 60. Una de las cosas que más llamó mi atención fue que comercializase los vestidos en eventos y no en tiendas físicas.

Después de leer el artículo entré en su página web y me fascinó tanto el concepto como los vestidos. Al ver que tenía tienda online busqué un par de vestidos que me gustaron y le envié un mail para preguntar el precio y los gastos de envío.

Susi me contestó al momento y de una forma muy cercana y personal -cosa que es de agradecer en estos tiempos de shopping online tan impersonales-, y me comentó que dado que yo vivo en Barcelona estaría bien que me pasara por el local o por el último evento en el que tenía un stand.

El evento era El Zapato Rojo, celebrado este fin de semana en Barcelona, una plataforma que da soporte a los nuevos creadores de ropa, joyería, bolsos, cuadros, etc. Como la entrada costaba sólo 1€ no me lo pensé dos veces y fui con mi preciosa cuñada a ver qué nos encontrábamos.

Después de dar un par de vueltas por los puestos del Zapato Rojo -y de enamorarnos de cada una de las joyas que allí vendían- encontramos el stand de Susi Sweet Dress. Susi no estaba, pero nos atendió su madre, una mujer encantadora y muy atenta, que nos ayudó muchísimo con nuestras compras. 
Estuve más de media hora mirando vestidos, y tras muchos esfuerzos conseguí seleccionar cuatro de ellos. Me los probé allí mismo sobre mi ropa y dos de ellos se vinieron a casa conmigo.

Me había enamorado de un vestido con corte dos piezas color fucsia y negro pero me quedaba demasiado ancho; y otro negro que me gustaba, pero me hacía parecer demasiado mayor.

Así que al final escogí los dos vestidos que aquí os enseño: 

El primero es de color gris, tiene una tela fina pero bastante rústica, y me encanta el detalle del pecho con el botón. 

El segundo es de color crema con puntitos en negro y encaje negro en el escote. La tela es finísima y muy liviana. 

Creo que los dos son bastante versátiles, lo mismo sirven para ir a trabajar que para salir a cenar. Y se pueden usar tanto en verano como en invierno. Yo me los probé con unas medias negras tupidas, y un jersey negro de cuello alto y quedaban genial. 

Lo que más me gustó de los vestidos es que son únicos y originales. Estoy harta de pagar 35€ por un vestido de MANGO o ZARA que luego lo veo puesto en 20 chicas más. Otra cosa que me gusta del concepto de Susi Sweet Dress es que sólo hay una talla, si te queda bien genial, y sino... elige otro, porque ese vestido no era para ti. Tal como decía Susi en la entrevista que le hizo la revista DIR: "hay un vestido para cada mujer". 

¿El precio de los vestidos? Sólo 30€. Vale, no es una ganga absoluta, pero sinceramente, me parece un precio totalmente justo para un vestido que sé que sólo voy a llevar yo. 

Mi cuñada -que es bastante más joven que yo- no se sentía demasiado cómoda con el estilo retro de los vestidos, así que optó por una minifalda de flores monísima. Y por 10€ se fue contentísima a casa luciendo pierna. 

La madre de Susi nos comentó que a medidados de marzo se celebraría el próximo evento "pop up store" en Barcelona, que es una fiesta de vestidos, música, cava e incluso merienda. Yo no me lo pienso perder, ¿y vosotras?

Os dejo la web para que podáis juzgar por vosotras mismas. Espero que os guste tanto como a mí.

http://www.susisweetdress.com


domingo, 16 de diciembre de 2012

DECORAR PASTELES, Lindy Smith


Como ya sabéis soy aficionada a la repostería, pero aún no me he lanzado al mundo del fondant porque me da un poco de pánico.

Ahora que el fondant está tan de moda (gracias a programas como El rey de las tartas o Dulces e increíbles) y que hay tanta gente que lo usa en sus pasteles, me da vergüenza ponerme a ello y que al ser un fiasco pierda mi buena reputación como cocinillas de la familia y del despacho.
Hace un par de semanas me regalaron un libro sobre cómo hacer decoraciones de fondant –desde las más sencillitas a las más espectaculares-, y pensándolo bien, puede que con la ayuda de este libro y de mi gatito con botas me lance a ello y me ponga a cubrir todo con pasta de azúcar.

El libro que me regalaron se llama Decorar Pasteles, de LindySmith, que tal como indica el propio libro es una guía creativa con más de 150 técnicas y 80 trabajos para decorar pasteles, cupcakes y galletas con fondant.

Lindy Smith es una de las diseñadoras de tartas más conocidas de Inglaterra, y de hecho del mundo. Tiene más de 20 años de experiencia en este mundillo, en el que comparte sus ideas con la misma pasión e inspiración que al inicio de su carrera. La lista de libros que ha publicado incluye éxitos como Celebrate with Cake, Party Animal Cakes, Cakes to Inspire and Desire y Bake me, I'm yours... Cookie.

Sin entrar en el contenido del libro, tengo que decir que es absolutamente precioso. Con los colores y las fotos ya me conquistó. (Que sí, que soy como los niños pequeños y me gustan las cositas bonitas y brillantes). Las fotos de las tartas son realmente espectaculares, y me gusta que salgan fotos de cada parte del proceso decorativo.


En cuanto al contenido, tengo que decir que también estoy encantada. Como soy del todo inexperta en este mundo, no me he leído un capítulo y me he puesto manos a la obra con la receta, sino que me he leído el libro de cabo a rabo para empaparme bien de los tipos de bizcocho más adecuados para hacer una tarta de fondant, las diferentes técnicas de decoración…

Me encanta la técnica de dibujo sobre el fondant. De pequeña gané algún que otro concurso de dibujo, y aunque actualmente lo tengo bastante abandonado, creo que si hago algunos bocetos antes… esta puede ser mi técnica fetiche. ¿Y la de los topitos? Es tan cuca.


Otra de las técnicas que me han fascinado es la que utiliza plantillas y colorante en polvo comestible. Queda muy sutil y elegante.

Las galletitas también me gustan bastante. No he hecho nunca galletas en casa (tengo que comprarme algunos cortadores), pero en el libro aparecen unas de corazones y de teteras que me parecen sencillas y bonitas, así que en cuanto me dé la neura me compro los cortadores y me pongo a galletear. 


Como queja, y para que no parezca que me tienen comprada, tengo que decir que las recetas de magdalenas no me acaban de convencer. Así que creo que haré magdalenas free style (o mejor, siguiendo las recetas de otro de mis libros de repostería -Cupcakes Magdalenas Creativas-) y las decoraré como en el libro (¡¡si es que soy una rebelde!!)

El libro me parece muy adecuado tanto para los que nos iniciamos en este mundo como para los que ya tienen algo más de experiencia. ¡Hay técnicas para todos los niveles! Así que si aún no habéis comprado los regalos de Navidad ésta puede ser una maravillosa opción (en Fnac y Abacus lo podéis encontrar por unos 25€). 

Pues nada, me voy a ver si convenzo al gatito para que la semana que viene hagamos algo con fondant...